Gracias!

Hola a todos.
Cada vez que abro la página principal de blogger veo las estadísticas de las visitas a mi blog y otros datos.
Lo que más me gusta de todo es la parte que explica desde qué países se leen mis escritos. Esto me inspira a daros a todos las gracias. Gracias a los lectores de Mexico, Estados Unidos, Francia, Eslovenia, Rusia, Alemania, Argentina, España...
   Gracias por quedaros un ratito en mi isla de los delfines para leer. Espero que os hayan gustado los pensamientos que comparto con vosotros con todo mi cariño.
 
   Gracias, gracias, gracias! Qué satisfacción produce en el alma el agradecimiento. Dar las gracias por muchas cosas de nuestra vida: los amigos de verdad, la familia bien avenida, ver el sol de cada día, la comida, nuestro bello planeta, la risa, la emoción que nos hace llorar, respirar...
Además, cuando damos las gracias a alguien, a la vida, como oración, meditación, etc. estamos atrayendo más bondades del Universo. Porque, como dice el refrán: "es de bien nacidos el ser agradecido".
   Incluso a veces nos damos cuenta de que algunos "fracasos" de nuestros planes al final se convierten en oportunos porque nos llevan a soluciones no planeadas de antemano, que, aunque al principio nos incomoden o nos enfaden, al final resulta que son mejores que lo que queríamos. Hace poco leí algo sobre "no tener expectativas". Hablaba sobre nuestros planes de vida. Decía, con mucha razón, que es más efectivo centrarse en nuestros sueños que en metas concretas. Porque al centrarnos en las metas nos estamos escribiendo el guión acerca de cómo queremos conseguir nuestros objetivos. Muchas veces, por no decir la mayoría, estamos más pendientes de que todo suceda como nosotros queremos, y nunca ocurre así. Y nos sentimos "fracasados".
   En cambio, si tenemos pasión por hacer realidad nuestros sueños más descabellados y creemos en ellos, nos aparecen "milagros" diarios que nos hacen creer en la vida y levantarnos cada mañana con ilusión.
   No hay nada mejor que tener ilusión. Si se pierde, aunque sea por un instante, parece que nada tiene sentido. Nos pasa a todos alguna vez en la vida ¿verdad?.
   No perdáis la ilusión y el amor por la vida por nada ni por nadie. Esto también me lo digo a mí misma cuando aparece un nubarrón por el horizonte.

Que tengáis una vida mágica y llena de sentido cada minuto, cada instante.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Soy mujer. Soy YO MISMA

Reflexión de hoy...

¡Bienvenido septiembre! Nuevo curso... Con ilusión y ganas