Fe en el Ser Humano.

La verdad es que a veces cuando voy por la calle, el metro o cualquier otro sitio en el que poder observar a las personas, llego a casa o a mi destino inmediato, de bastante mal humor, porque recibo en muchas ocasiones la energía que algunas personas portan en su interior que inconscientemente, la mayoría de las veces, transmiten a los demás. No sé en la mayoría de las ocasiones a qué es debido. Puede ser por llevar una vida que no desean, por pensar erróneamente que no serán capaces de cambiar lo que no desean desde el fondo de su corazón. Y seguro que os preguntaréis cómo reaccionan en sus vidas para que se note en ocasiones de tal manera que nos afecte a nuestra propia energía. Pues, por ejemplo, demostrando una gran falta de respeto por las personas que les rodean, por ejemplo, cuando estás en el metro, y entra una mujer embarazada y la mayoría de las personas que están sentadas disimulan haciéndose los dormidos o leyendo se sumergen cada vez más en las letradas aguas de su libro o periódico, como si de veras allí se refugiasen de sentirse incómodos por su acción.
También es "gracioso" observar como estas personas acometen cada día camino a sus trabajos, o donde quiera que vayan, una carrera frenética con el que tienen al lado, a ver quien llega antes a los torniquetes o los asientos del metro, con qué sé yo cual motivo.
No pretendo aquí criticar sin más a los demás, y haceros ver que yo soy perfecta y que no caigo nunca en ningún mal humor, o no tengo un mal día, por supuesto. Lo que ocurre es que (aunque me haya costado lo mío) me he parado a reconocer mis partes oscuras y las he abrazado para darles luz. Y lo que me queda... Yo también soy humana, y me siento muy orgullosa de serlo, muy feliz de vivir en la Tierra, de sentir en cada momento con todos los sentidos.
Sólo quiero con ello hacer un pequeño comentario y buscarle el lado positivo a todo esto. Hay muchos, muchos hermanos de planeta que cada vez más están despertando al Amor, la Vida, las sonrisas, a respirar. Y con ello se conectan a su niño interior, lo abrazan, lo consuelan de todo lo que ha pasado hasta ahora, y se reconcilian consigo mismos, para así, con Amor en su corazón, poder dárselo a la Tierra, nuestro hogar, nuestro bello hogar, para que tenga una oportunidad de vivir todo lo que hasta ahora le hemos negado. Y a nosotros mismos, por supuesto.
Por eso, sintiendo a todos esos Humanos que están poniendo su grano de arena, o su playa, en ocasiones, aunque no se den cuenta, para que la Tierra sea un lugar mejor para todos nosotros y nuestros hijos, tengo fe en el Ser Humano, fe de que cada vez nos vayamos despertando más y más para ayudar a nuestro hogar a ser mejor para todos y darle una oportunidad de convertirse en un sitio más bello para compartir.
¿Te apuntas?

Comentarios

  1. AY , amiga... ojalá pudiese ser tan optimista como tú, pero a veces creo que somos tan feos que deberíamos desapareceer y dejar a los animalitos vivir en paz.
    De todos modos, mejor ver las cosas desde tu Luz y tu visión, así que... venga, me apunto!!! AAaaaaamos a por ello!!!!

    Sigue siendo como eres, tengo tanto que seguir aprendiendo de ti.... muák, te quiero.

    Rut

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Deja tu comentario

Entradas populares de este blog

Soy mujer. Soy YO MISMA

Reflexión de hoy...

Hay que ver "Astral" por favor